¿Recuerdan en las series de tv y comics las naves que tienen vida propia?

Estos materiales, que surgieron tras inducir a células bacterianas (concretamente la bacteria E.Coli) a producir estas biopelículas, tienen las mismas características que las células vivas, por tanto, producen moléculas biológicas complejas, responden a su entorno; pero además, cuentan con las características de los materiales no vivos, por lo que también pueden generar electricidad o emitir luz.

“Nuestra idea es poner al mundo vivo y no vivo juntos para hacer materiales híbridos que tengan células vivas en ellos y sean funcionales; es una manera interesante de pensar acerca de la síntesis de materiales, algo muy diferente de lo que se hace ahora, que es generalmente un enfoque de arriba hacia abajo”, afirma Timothy Lu, profesor asistente de Ingeniería Eléctrica e Ingeniería Biológica del MIT y autor principal del estudio.

Enlace aquí.

Estas biopelículas apuntan a tener materiales vivos.

0 comentarios